René Escobar y el deporte

René Escobar ha demostrado que ser un hombre exitoso no tiene porqué ser un pretexto para tener tiempo libre de calidad y disfrutar de actividades deportivas al aire libre.
México es un país ideal para todo tipo de actividades recreativas, pues su geografía da cabida a la práctica de deportes acuáticos, terrestres, de montaña, entre otros. Ya sea en el sol de alguna playa paradisiaca del Pacífico o en alguno de los puntos elevados como el Iztaccíhuatl o el Xinantécatl, practicar deporte debe de ser una actividad obligada para t odo mexicano, pues mejora la salud física y mental.
A sabiendas de esto, René Escobar, en su faceta de apasionado deportivo, se ha desempeñado con gran nivel en el motocross, en el surf y en el decatlón, de los cuales es pionero y promotor entusiasta. El empresario afincado en la Ciudad de México es la prueba más fiable d e que para tener éxito profesional no puede tomarse a la ligera la salud del cuerpo. La recreación es una de las partes más importantes de la vida, es tiempo para estar en contacto con
la naturaleza, con la familia o con uno mismo; además sirve para salir de la rutina, lo cual reduce el estrés provocado por el ajetreo en las grandes ciudades y por las responsabilidades laborales o del colegio.
El cuerpo es nuestra conexión directa con la vida, es el filtro por el cual experimentamos los placeres más inimaginables y hermosos de lo que nos rodea, y por tal razón es una responsabilidad enorme mantenerlo en forma óptima y cuidar de él como de nada ni de nadie más. Para René Escobar el ejercicio ha sido fundamental para equilibrar las diferentes facetas de su vida: ser un padre devoto, un esposo afable o un hombre de negocios comprometido no es un hecho fortuito, se requiere de una gran disciplina que va más allá de seguir al pie de la letra una metodología estricta de responsabilidades para con los demás, también es necesario considerar el libre esparcimiento para que las ideas recobren fuerzas y regresen a la oficina o a la casa con nuevos bríos.
La próxima vez que pienses que es imposible encontrar un momento exclusivo para dedicarlo a tus pasatiempos preferidos, que nada tengan que ver con tu actividad diaria, es mejor que reconsideres y salgas a la naturaleza para reencontrarte contigo mismo o con los tuyos, pues al hacer esta sencilla acción tu rendimiento mejorará como no te lo imaginas: es el consejo que René Escobar puede darte para decidirte a cambiar tu vida.